Arte de Acampar II

  1. Estar como mínimo en sexto básico

Un conquistador(a) de 12 años, ya tiene su mente y cuerpo mas desarrollado, capaz de emprender y comprender nuevas tecnicas en el arte de acampar.

 

  1. Desarrollar una filosofía sobre comportamiento exterior tales como : cortesía hacia otros acampantes y conservación del medio ambiente

Cortesia hacia otros acampantes:

Todos los que participamos de campamentos al aire libre debemos comprender que nos encontramos en un habitat en el cual no estamos acostumbrados, los insectos, la tierra, lo duro del terreno, la falta de comodidades nos producen molestias o problemas, por lo msimo debemos ser considerados y corteses los unos con los otros. Esto significa en respetar las horas de sueño, ya que el descanso alvia bastante el humor y el caracter. El respetar las actividades de los demas, si, por ejemplo, esta el grupo comiendo no vamos a ir a jugar a la pelota en medio de ellos.
Otro asunto a considerar para el éxito y buen desarrollo del campamento radica en el trabajo grupal, que cada uno realice sus tareas asignadas para beneficio del campamento

Debemos tener en cuenta lo siguiente al proteger el medio ambiente:

  1. Fuego : Hacerlo, preferentemente, en un lugar utilizado para el mismo con anterioridad o en un lugar sin vegetacion. El material combustible debe ser obtenido sin cortar ningun arbol, en caso que no se encuentre material seco, se podran cortar ramas verdes de los arboles, pero no un arbol completo. Mucho cuidado al apagar, ,que no vayan a quedar restos que luego puedan ocacionar algun incendio, seria recomendable tener siempre arena y agua a mano en caso de emergencia.
  2. Agua : Preocuparse de no contaminarla, ya sea con aguas servidas, restos de comidas o lavalozas. Para ello ubicar las letrinas lejos de la fuente de agua y lavar los utencilios de cocina fuera del rio o lago cercano.
  3. Letrina : Lejos de la fuente de agua y profunda. Recordar limpiar o tapar levemente cada vez que se use para evitar el mosquerio o infecciones.
  4. Basura : Se debe enterrar toda la basura organica (restos comidas, frutas, vegetales). Lo que se pueda quemar se quema.
  5. Terreno : Todo agujero se tapa, se debe dejar, en la medida de lo posible, todo como estaba cuando llegamos.

 

  1. Conocer y entender las siguientes seis palabras para la elección del lugar adecuado para acampar :
    1. Viento : Siempre se debe considerar el viento, puesto que este determinará muchos aspectos del campamento. Por lo general en nuestro país, este tiene una dirección de Sudoeste a Noreste en la planicie, no así en la cordillera.
      También el viento determinará la ubicación de los siguientes servicios :
  • Fogata
  • Baños
  • Mástiles
  1. Agua : El agua, factor importante del campamento, no debería jamás pasarse por alto, puesto que de este necesario elemento dependerá el éxito del campamento. Los puntos más importantes a considerar son :
  • Si esta se pude beber directamente de la fuente
  • Si no es así, habrá que purificar, estancar y luego hervir.
  • Delimitar la fuente de agua para obtener agua para beber, aseo personal y limpieza de utensilios personales y cocina.
  1. Medio Silvestre : El medio silvestre es una de las bellas bendiciones otorgadas por nuestro Creador, por lo tanto, debemos cuidarlo y respetarlo como si fuera nuestro hogar. Algunas de las recomendaciones son :
  • No cortar árboles innecesariamente.
  • No destruir los matorrales, a no ser que sea estrictamente necesario.
  • No arrojar papeles, nylon, envases plásticos o desperdicios a los ríos, mar, lagos, etc.
  • Tener cuidado con el uso de detergentes en los ríos, ya que estos destruyen la vida acuática.
  • Si quiere usar jabón o shampú, es preferible sacar el agua en un balde.
  • Para defecar usar las letrinas y una vez terminado cubrirlo con tierra.
  • La basura se debe dosificar, enterrando lo que se puede (madera, papeles, etc.) y lo demás regresarlo a la ciudad para depositarlo en los basureros (reciclar).
  1. Madera (leña) : Antes de encender el fuego, habrá que recoger un poco de leña para tener una reserva que sea suficiente para por lo menos media hora de encendido éste. La madera para quemar deberá ser de tres dimensiones : ramitas parecidas a cerillas de madera, que formará la madera para encender (yesca); madera de un grueso medio, para empezar el fuego y para secar, si fuere necesario, los troncos que darán las brazas; leños gruesos para mantener encendido el fuego. Se buscará leña seca, muerta, de ser posible con la corteza lisa, ya que así se desliza el agua sin que pueda penetrar dentro del tronco.
  2. Clima : Dentro de los factores a considerar para cualquier actividad al aire libre esta el clima, pues en nuestro país, las estaciones climáticas son claras y determinadas, por lo que no costará demasiado adelantar un pronóstico. Por otra parte, tenemos algunos factores que nos avisan la posibilidad de buen o mal tiempo.
  • El viento norte nos avisa que habrá fuertes lluvias.
  • En invierno y de noche, la luna llena anuncia mucho frío.
  • Cielo con nubes cúmulos y con luna anuncia fuertes vientos.
  1. Cooperación : Una de las palabras más complejas de entender, practicar y demostrar es la de “cooperación”, pues no es fácil lograr su pleno significado. Pero sí es fácil de practicar para los conquistadores y en especial los cristianos, pues servir sin ningún interés llevará a que nuestras actividades al aire libre sean llenas de alegría y consagradas a nuestro Padre.
    La comunicación entre Directivos, Instructores, Consejeros y Conquistadores de una manera directa y fluida, permitirá una cooperación siempre dispuesta tanto de uno para el otro, y en especial con aquellos que no nos conocen, y a través de actos, también estamos demostrando como Cristo nos enseñó a cooperar con el prójimo.

 

  1. Demostrar habilidad para proteger el medio ambiente y la fuente de agua para una apropiada higiene personal y correcta higiene al cocinar.

Somos Hijos de Dios, por lo tanto las palabras d enuestro Dios en Gen 1:28 “Fructificad y multiplicaos; llenad la tierra, y sojuzgadla,G y señoread en los peces del mar, en las aves de los cielos, y en todas las bestias que se mueven sobre la tierra”, debemos escucharlas y obedecerlas.

Señorear, gobernar, proteger y cuidar la tierra que Dios nos ha dado, y esto se debe manifestar en el lugar de campamento de las siguientes maneras:

  1. No cortar arboles, incluso para si es necesario tener leña para el fuego, se debe cortar las ramas secas de los arboles, secas tambien las ramas, palos, troncos que se ocupen para las contrucciones.
  2. No interferir el terreno, si debo hacer un agujero, debo taparlo al final del campamento.
  3. El mover rocas o piedras incluso puede interferir el habitat de insectos o animales.
  4. El area de la cocina, la del fogón, debe ser cuidadosamente limpiada, ,para impedir la propagacion del fuego, preferentemente ocupar un lugar que anteriormente sirvio como fogata, parfa no dañar mas el medio ambiente natural.

Como tratar el agua, ver Documento Agua . Tener cuidado con el uso de agua potable, aunque sea de uso comun en un poblado, nuestro organismo no esta acostumbrado, asi que igual debemos usar procesos de purificacion en ella.

Es muy, pero muy importante la higiener al cocinar en un campamento, la mayoria de los problemas de salud de un campamento (graves) tienen relacion con la manipulacion de estos.

  • Mantener frescas frutas y verduras (no al sol),
  • Cocinar bien todos los alimentos.
  • No llevar alimentos que necesiten refrigeracion, como leche o carne (Es obvio que carne no debemos llevar a campamento).

 

  1. Participar en un campamento de fin de semana.

Requisito de desarrollo práctico.

¿Que hacer en un Campamento?

Son muchas e interesantes las actividades que pueden realizarse en un campamento. La vida al aire libre ofrece gozo y satisfacción a los niños; pero estas actividades deben ser organizadas y dirigidas de una manera sabia y entusiasta si se desea lograr buenos resultados.

Algunas de las interesantes actividades del campamento son las siguientes: cocina al aire libre, construcción de camas y equipo para acampar, levantamiento de tiendas, amarras, construcción de fuego con equipo rudimentario, interpretación de mapas, orientación por medio de la brújula, paseos en canoa, exploración de cavernas, caminatas, empleo de las técnicas para la conservación de alimentos, purificación del agua, métodos de comunicación, supervivencia, sanidad, seguridad; uso y cuidado del hacha, el cuchillo y otras herramientas; equitación; estudio de las plantas silvestres, pesca y navegación.

En general un sinnúmero de actividades relacionadas con las clases y especialidades de los Conquistadores. No hay que olvidar la parte ESPIRITUAL, y sería muy bonito que en el campamento algun(os) conquistador se entregara a Cristo a través del Bautismo

 

  1. 6.     Participar en un servicio religioso de un fin de semana que incluya las siguientes actividades .

.      Lección de la Escuela Sabática

¿Cómo enseñaré?

El maestro debe tener un objetivo claramente definido para su lección. Una vez que ha decidido cuál es su meta, tendrá que definir cómo enseñará su lección.

El método participativo

“Lo que escucho, lo olvido; lo que veo, lo recuerdo; lo que hago, lo aprendo”, es una verdad que nunca deberíamos olvidar. La participación activa de los “aprendedores” les permitirá aprender más y mejor, y al mismo tiempo los mantendrá interesados en lo que está ocurriendo en la clase. Naturalmente, esto es más difícil para el maestro: tendrá que buscar maneras de lograr la participación de los alumnos.

Si consideramos cómo enseñó Jesús, notaremos que él realizaba diversas actividades educativas: hacía preguntas, hacía pensar a sus oyentes, usaba ilustraciones de la vida diaria y de la naturaleza, y presentaba lecciones objetivas. Por ejemplo, cuando lavó los pies a sus discípulos se produjo un aprendizaje maravilloso en ellos. “Esta acción abrió los ojos de los discípulos… Se vieron desde un punto de vista completamente nuevo” (DTG, 601). En este caso no fueron las palabras sino la acción lo que usó para enseñar. En otros casos, los discípulos o las personas que recibían el servicio de Jesús eran quienes realizaban las acciones. “Levántate, toma tu lecho y anda”. Pero al hacer, aprendían. “¡Qué bendición sería si todos enseñaran como enseñó Jesús!” (COES, 204). Al combinar la instrucción formal, la información sobre los hechos y las actividades, se producirán los mejores resultados en cuanto a la retención y aplicación de la lección a la vida personal.

Una de las maneras de hacer participar a los alumnos es dirigirles preguntas. Normalmente, ellos estudiaron las que se encuentran en el folleto, y generalmente están en condiciones de responderlas adecuadamente. Pero el buen maestro procurará hacer otras preguntas que hagan pensar, especialmente en relación con aplicaciones que pueden hacerse a la vida diaria de sus alumnos. Será necesario, por lo tanto, que el maestro conozca bien a sus alumnos, ya que entonces podrá hacer preguntas más adecuadas a la necesidad de cada uno de ellos. Pero no es fácil hacer buenas preguntas, esas que estimulan el pensamiento. En la próxima entrega consideraremos el arte de hacer preguntas.

Pero hay otras maneras de involucrar a los alumnos: hacerles leer citas, versículos bíblicos o trozos escogidos de la lección; comentar y parafrasear algunos de los pasajes bíblicos de la lección; dividirlos en grupos de dos o tres para considerar alguna aplicación o comentar un versículo; hacer varias preguntas de opinión y preguntarles si están de acuerdo o no, y por qué; presentarles situaciones de la vida real, y que busquen la manera de aplicar lo que se está estudiando, entre otras.

Si el maestro realmente quiere enseñar a sus alumnos, deberá dedicar tiempo para pensar en cómo hacerlo, y para prepararse adecuadamente. Pero los resultados serán evidentes no sólo en la satisfacción de los alumnos que asisten regularmente, sino en el cambio de conducta y la transformación que se producirá en ellos. RAI.

  1. Alguna historia

Existen siete puntos escenciales para la buena narración de una historia:

a. ¿De dónde selecciono el relato?
Si bien es cierto que es algo escaso el material adecuado de que dispone el castellano, hay fuentes que indudable valor:

  • La Biblia, en primer lugar, es una riquísima mina de relatos excelentes.
  • Nuestros libros juveniles y revistas, en segundo lugar.
  • La serie el “Gran Conflicto” escrito por nuestra hermana Elena de White.
  • Las misiones, la historia d ella Iglesia, la historia secular y las experiencias propias del narrador.
  • Otra fuente es la naturaleza.

b. ¿Cómo lo conozco?
El conocimiento de la historia implica que debes de leerla cuidadosamente y releerla varias veces. También debes obligar a tu memoria a que la retenga en líneas generales (la memoria es una facultad dócil: retiene lo que le ordenas que guarde, pero es completamente ineficaz si desconfías de ella). Una vez aprendida, debes practicarla en voz alta, esto es muy importante, pues proporciona una fluidez y naturalidad que difícilmente puedes alcanzar de otra manera.
Si tienes la suerte de contar con un amigo o pariente, de buen juicio, bien provisto de paciencia y que este dispuesto a escuchar tus prácticas, tanto mejor. Las críticas que recibas son de un valor positivo, ya que con ellas iras eliminando errores que afean la narración.
Este requisito implica no sólo el conocimiento de los puntos resaltantes, sino también de algunos detalles y expresiones faciales, que añaden mucho a la belleza del relato y que conviene que recuerdes.

c. ¿Cómo sentirlo?
Tienes que sentir la historia. No sólo hay que repetir las palabras, sino también ver la escena en nuestra mente y sentirla en nuestro ser: a esto se le llama “VIVIR EL RELATO”.
Tienes que emplear la imaginación. Al narrar un acontecimiento histórico, no debes usar esta facultad para inventar hechos, sino para darles vida. Si se trata de un relato antiguo, debes hacer lo posible por sentir la época en que se desarrolló. Si se refiere a un país lejano, debes reconstruir su ambiente, hasta donde sea posible.
Este requisito de la narración de historias recibe a veces el nombre de sentido dramático. El don que crea el drama está presente, en mayor o en menor grado, en casi cada persona y su cultivo correcto y de dirección adecuada constituyen una parte resaltante de la preparación del narrador de historias. Y no sólo de éste, sino también del maestro y del predicador.

d. ¿Cómo lo analizo y lo bosquejo?
En este caso, el verbo analizar implica que debes dividir la historia en partes o episodios y ver su ilación lógica. Cuando aprendes bien un relato, realizas inconscientemente ese análisis. Ahora bien, si haces esto con premeditación y orden, adquirirás un dominio completo de la narración y una soltura y naturalidad al contarla, que es difícil de obtener si no se recurre a este medio.
El bosquejo es de análisis escrito. Es muy difícil que la inteligencia ordene con claridad y precisión las diferentes partes de todo un relato, sobre todo si este es largo. En cambio, una vez que tengas ante tu vista los diversos acápites y sus partes secundarias, la memoria retendrá fácilmente el bosquejo.

e. ¿Por qué modificarlo?
Debes modificar la historia de acuerdo con las necesidades particulares de una situación determinada: especialmente la edad de los niños, cambio de estilo, selección del material adecuado, abreviación y amplificación.
El estilo implica las palabras que tienes que usar, así como la forma de mejorar tu expresión. El tono en el que hablas, las inflexiones de tu voz, tus ademanes y aún los gestos de tu cara, en la medida de lo posible, deben estar regidos por un buen juicio. Los ensayos no están de más. Claro está que no has de llegar a extremos declamatorios.

f. ¿Por qué debo presentarlo en forma sencilla, directa y expresiva?
El presentarlo en una forma sencilla significa que no debes utilizar palabras que desconozcan las personas que escucharan la historia. Debes ser directo en el punto que quieres resaltar y no dar tantas vueltas para llegar a la lección que quieres que tenga la historia. Tienes que darle expresión al relato, pero recuerda que un dramatismo exagerado es un error y la falta de este constituye la equivocación opuesta.

g. ¿Por qué mi historia debe tener un propósito?
El propósito de la historia debe estar íntimamente relacionado con el punto culminante de la misma. Sin el uno, no puede existir el otro.
Tu deseo debe ser enseñar nobles cualidades de carácter, inculcar en tus oyentes, de un modo especial, en los niños, motivos inspiradores para una vida elevada. Nuestro propósito es que admiren a los héroes que hacemos desfilar ante ellos. Y también procura que disfruten de una sana diversión.
El propósito que tengas al contar una historia, en gran manera influye en la forma que das el relato. Muchas narraciones contienen más de una lección y la que hagas resaltar será la que produzca más impresión. De aquí que debas indagar cual es el fin que persigue la historia, para que puedas presentarla con claridad y con el énfasis debido

  1. Tema Central del Culto

Debe tener lo siguiente en cuenta:

  • Vaya al pulpito bien preparado.
  • ORE Y ESTUDIE INCANSABLEMENTE.
  • Vestirse con esmero, lustrar los zapatos. En el pulpito el predicador es el mensajero de la PALABRA DE DIOS.
  • Salude cortesmente asus oyentes, sin olvidar los niños.
  • Comience con tranquilidad.
  • Prosiga de un modo modesto.
  • No se canse gritando.
  • No tiemble.
  • Hable con claridad, pero sin declamar.
  • No levante demasiado la voz.
  • Utilice frases cortas y claras.
  • Evite la monotonía.
  • Sea siempre señor de la situación.
  • No use sarcasmos ni expresiones maliciosas.
  • No ataque ni sea hostil. El púlpito no es un patíbulo.
  • Comience con la debida dignidad.
  • No provoque carcajadas, haciendose el payaso.
  • No se elogie a usted mismo.
  • No canse a los oyentes con discursos extensos.
  • No se aparte del texto ni del tema.
  • Trate de suscitar el interés.
  • Hable con autoridad
  • No use ilustraciones largas.
  • Fije sus ojos en los oyentes en general.
  • No clave los ojos en el suelo ni en el techo.
  • Adapte los gestos a las palabras.
  • No permanezcarigido como una estatua.
  • No haga gestos ridículos.
  • No camine sobre la plataforma con pasos largos.
  • No meta las manos en los bolsillos del pantalón ni del saco.
  • No juegue con los botones del saco, ,con la lapicera.
  • No comience cada frase tosiendo.
  • Haga siempre introducciones cortas.
  • Use pocas veces el pronombre “yo”.
  • No reprende ni censure a los oyentes.
  • Use diagramas, pizarras, proyecciones, etc.
  1. Dirección del servicio de canto.

No es necesario ser un cantante para dirigir un servicio de cantos, pero es muy necesario el animo con que lo hagamos, el incentivar al grupo a cantar animadamente. Algo que si es indispensable saber es la letra de las canciones y la melodia.

 

  1. Saber cómo encender con seguridad una cocina y una lámpara.

La mayor precaucion al encender una cocina y/o lampara es que no existan materiales inflamables a su alrededor, y que el viento no sea un enemigo al momento de prender la cocina o lampara. Eso es el conquistador le debe dar la espalda al viento.

 

  1. Conocer reglas de seguridad y demostrar habilidad para apagar el fuego que este consumiendo leña . Demostrar habilidad para trozar leña seca.

REGLAS DE SEGURIDAD

.      Verifique siempre con un guardabosques del servicio forestal del lugar donde piensa acampar y pregúntele por los reglamentos para hacer el fuego. Los requisitos pueden variar en distintos lugares. También se puede variar el equipo necesario. En algunos lugares se exige un permiso especial. Si así es, debe conseguir uno.

  1. Limpie un espacio de, por lo menos, tres metros de diámetro de hojas y otras cosas que pueden extender el fuego.
  2. Si no hay regulaciones de fuego en el lugar, lleve el equipo necesario para casos de emergencia; por lo menos hay que tener a mano una pala o rastrillo antes de empezar el fuego.
  3. Nunca haga un fuego debajo de una rama baja de un árbol.
  4. Mantenga siempre el fuego de pequeño tamaño. Lo único que haría un fuego grande es provocar una huida
  5. No juegue nunca con fuego. Es peligroso hacer antorchas y agitarlas de un lado a otro o escarbar en el fuego para que las cenizas sean llevada por el viento, pues pueden caer en algún lugar y hacerlo arder.
  6. Cuando ya no necesite el fuego, apáguelo. Ningún fuego queda completamente apagado hasta que se le haya echado encima bastante agua. El agua se debe rociar sobre el fuego, no solamente dejar que corra. Luego revuelva las cenizas y rocíe más agua hasta estar seguro que las cenizas están empapadas en agua.
  7. No deje nunca un fuego sin vigilancia.
  8. No haga nunca fuego cuando sopla mucho viento.
  1. Usando dos tipos de ramas y troncos, arme un fogón y realice un tipo de comida. Recuerde las normas de seguridad.

Papas: Dos o más papas. Hagan juntos un fuego. Cave un hueco en la tierra un poquito más grande y profundo que el tamaño de las papas. Si es posible, cubra el fondo con piedras planas. Empiece el fuego en el hueco y manténgalo por una media hora. Luego eche el fuego a un lado con un palito, coloque las papas en el hueco, cúbralas con una capa de tierra y arrime el fuego sobre ellas. Ponga más leña y mantenga el fuego por una hora más. Para saber si las papas están cocidas, introdúzcales un palito fino, y si puede hacerlo fácilmente, las papas están listas para comer.

Vegetales: De la misma manera se pueden asar zanahorias, remolachas, nabos pequeños y cebollas; pero en estos casos el fuego debe mantenerse de 50 minutos a una hora. También se pueden asar tomates y manzanas si los envuelve en hojas verdes grandes y las forra con tiras de corteza verde de buen grueso.

Maíz en sus propias mazorcas: Primero hay que quitarles las pelusas. El maíz también se puede cocinar en agua, con todo y mazorca, o se puede asar sobre carbones encendidos durante unos ocho minutos, dándoles vuelta de vez en cuando. También se puede asar maíz quitándoles las hojas y colocando las mazorcas entre dos palitos. Se les sostiene sobre las brazas y se les va dando vuelta despacio.

Pan de Campamento: Lleve un saco hecho de un pedazo de muselina. Coloque en el saco harina de bizcocho o galleta, o una mezcla de una taza de harina corriente, 1/4 cucharada de sal y 1 1/2 cucharadita de grasa. Para hacer la masa, abra un hueco en la mezcla de harina dentro del mismo saco y vierta 1/2 taza de agua. Con un palito, revuelva el agua para mezclarla con la harina hasta que se le pegue al palito una buena cantidad de masa.

Pan de Cenizas: La manera más fácil de hornear pan es formar una hogaza con la masa de unos 3 cm. de grueso, poner carbones y ceniza a un lado y colocarla directamente en la tierra donde estaba el fuego. Cubra la masa con cenizas y vuelva a colocar los carbones encima. Después de diez minutos, pruebe la masa, introduciéndole una varilla de yerba. Si sale limpia, ya estará listo de pan.

Huevos en Conchas de cebolla y Mitades de Naranjas: Las conchas de cebollas son recipientes perfectos para cocinar huevos. Corte una cebolla grande a la mitad y sáquele el centro hasta que queden unas tres capas exteriores. Rompa el huevo dentro de esta concha y póngala sobre brazas. Cuando el huevo esté cocinado, quite las capas de cebollas.

Cocinar Sobres Piedras Planas: De estas formas se pueden cocinar buenas cenas de excursión. Se busca una buena piedra plana y se coloca sobre cuatro piedras para formar un fogón. Antes de ponerle cerca del fuego, hay que lavarla y secarla bien. Encienda entonces un buen fuego que se mantenga a una temperatura bastante regular. Puede cocinar al mismo tiempo huevos y tortas delgadas de pan. Puede usar un poquito de grasa para las tortas.

 

  1. Explique dos maneras de mantener la comida de campamento fría.

Agua, el agua enfria los alimentos, asi que dejar los alimentos cubiertos por agua ayuda a que se mantengan frios, para ello se pueden usar afluentes de rios o lagos.

La Frondosa sombra tambien ayuda a mantener los alimentos frios, especialmente la de eucaliptus. ayuda el hacer un agujero y mantenerlo humedo y almacenar los alimentos en ese lugar.

Si es por poco tiempo desde el lugar de origen se pueden traer con hielo, una variante pueded se jugo de frutas congelado, cuando se descongele queda el jugo para tomar.

 

  1. Construya dos tipos de soporte para carpas
  1. 12.   Preparar comida para campamento que incluya :

.      Cocción

GARBANZOS DE VERANO

Ingredientes:
400 g de garbanzos
4 tomates medianos maduros (800 g)
1 cebolla
2 pimientos verdes medianos (150 g)
4 dientes de ajo
8 cucharadas de aceite
sal marina

Preparación:
Poner los garbanzos en remojo la noche anterior. Cocerlos en agua con sal y escurrirlos.
Limpiar los tomates y pelarlos. Pelar la cebolla y los ajos. Lavar los pimientos y trocearlo todo. Añadir el aceite y la sal que se desee y pasarlo todo por la batidora.
La salsa obtenida se mezcla con los garbanzos que se extienden sobre una fuente honda y se meten en el frigorífico. Servir frío.

GUISO DE LENTEJAS

Ingredientes:
1 taza de lentejas crudas
¾ taza de arroz integral crudo
1 cucharada de sal
7 tazas de agua
4 cebollas
½ taza de aceite de oliva

Preparación:
Fría las cebollas en aceite hasta que estén ligeramente doradas. Mezcle los ingredientes en una olla grande. Cocínelos tapados durante 30 minutos. Agregue la cebolla frita y vuélvalo a cocer durante 5 minutos. Está delicioso frío o caliente.

BUDÍN DE ARROZ Y SOJA

Ingredientes:
1 taza y media de puré de soja verde
1 cucharada de harina
1 taza de «Arroz base integral»
1 cebolla
3 cucharadas de caldo vegetal
3 cucharadas de aceite de oliva
un poquito de mantequilla
1 cucharada de pan rallado
sal marina

Preparación:
Cuando ya tenemos la soja cocida, la trituramos bien. Sólo necesitamos taza y media, por lo que se puede aprovechar un resto de soja que hayamos preparado para alguna comida anterior.
Cocinar el arroz integral siguiendo la receta que se cita. Usaremos sólo una taza de este arroz cocido, el resto se puede aprovechar para hacer otra receta.
Pelar y picar la cebolla. Incorporarla al puré de soja.
En una sartén grande se calienta el aceite y se dora la harina. Añadir el caldo de verduras, remover bien y sazonar. Cuando espese la salsa se agrega el puré de soja y el arroz. Apagar el fuego y mezclar bien.

Untar con muy poca mantequilla un molde hondo y alargado. Espolvorearlo con el pan rallado. Incorporar la mezcla que tenemos preparada. Introducir en el horno caliente y cocer basta que esté bien dorado.
Vaciar el molde sobre una fuente alargada. Se puede servir frío o caliente. Cortar a rebanadas.

  1. Fritura

TORTILLA DE CHAMPIÑONES

Ingredientes:
6 huevos
1 cebolla
1 latita de champiñones
aceite
limón
sal

Preparación:
En una sartén antiadherente con aceite se sofríe la cebolla picada, hasta que se ponga blanda. Se añaden los champiñones escurridos y se saltean unos momentos, agregando zumo de limón. Se baten en un cuenco los huevos con sal, se unen los champiñones y la cebolla, se remueve bien todo y en el aceite bien caliente de la sartén se hace la tortilla, doblándola por las dos puntas hacia el centro, hasta que quede bien dorada por ambos lados.

Tiempo: 15 minutos
Preparación: fácil

CREPÉS

Ingredientes (4 personas):
3 huevos
2 cucharadas de harina
3 cucharadas de leche
30 grs. de margarina
1 cucharada de azúcar
mermelada

Preparación:
Mezclar la harina con la leche, unir los huevos y batirlo todo bien, añadiendo la margarina.
Freír formando pequeñas tortillas delgaditas.
Extender una capa de mermelada en cada tortillita, enrollar y espolvorear con azúcar.
La misma preparación se puede hacer suprimiendo la margarina y el azúcar.

  1. Cocción al horno

MANZANAS ASADAS

Ingredientes:
manzanas
miel o sirope
nata o yogurt

Preparación:
Pele las manzanas y córtelas en gajos o medias lunas, quitando corazón y pepitas.
Póngalas en la fuente de horno y eche por encima la miel o sirope.
Métalas al horno y téngalas hasta que se doren. Se retira, y al servir añada nata o yogurt.

PAN DE RESTOS

Ingredientes (para 4 personas):
350 gr. de sobras de cereales
taza de harina integral de trigo
aceite
sal

Preparación:
Se mezclan los restos de cereales, previamente triturados, junto con la harina de trigo, añadiendo el aceite (2 cucharadas), así como 1/2 vaso de agua tibia y la correspondiente sal.
Se amasa todo ello minuciosamente hasta que se consiga una masa uniforme y elástica, la cual se coloca en un molde previamente en grasado y se deja reposar así por espacio de 2 horas. Transcurrido dicho tiempo, se introduce el molde en el horno, donde la masa debe cocer, a fuego moderado, durante 1 y 1/2 horas, instante en que el pan estará doradito por la superficie.

Tiempo: 3 horas

Preparación: normal

 

  1. Demostrar cómo se selecciona el lugar para la carpa, levante una apropiadamente. ¿Qué precauciones se debe tomar cuando la carpa esta mojada? Limpiar, secar y guardar una carpa correctamente.

ELECCIÓN DEL SITIO ADECUADO PARA ACAMPAR:

.      Campo alto, con buen drenaje,

  1. Campo abierto, rodeado de colinas o árboles de abrigo.
  2. Cerca de un lugar donde se puede adquirir provisiones
  3. Bastante lejos como para no recibir visitas, constantemente.
  4. Un lugar libre y alejado de pantanos.
  5. Lejos de riesgos de inundación,
  6. Lejos del alcance de cualquier intruso,
  7. El lugar debe haber sido visitado en diferentes épocas del año.
  8. Que tenga sombra,
  9. Que tenga agua,,
  10. Que sea extenso – lugar adecuado para fogata.
  11. Tener la autorización de la Junta de Iglesia y autorización del dueño del lugar o institución.

DEBEMOS TENER EN CUENTA ANTES DE ACAMPAR

  1. Evitar la cercanía de pendientes donde se puedan producir derrumbes de piedras.
  2. Evitar los barrancos secos por causa de los deslizamientos de tierra o aludes.
  3. Evitar los caminos polvorientos muy transitados (Son incómodos porque llenan los sacos y las carpas de tierra).
  4. El suelo debe estar seco (permeable) no arcilloso.
  5. Despejar las malezas, zarzas o espinos donde pueda ini-ciar un incendio fácilmente o pueda haber alimañas den-tro de estos.
  6. Instalarse lejos de las colmenas, avisperos, hormigueros o
  7. Donde haya riesgo de invasión de zancudos o moscas.
  8. Si a campamos en la playa, es lógico que hay que colocarse
  9. Lejos de la subida de la marea.
  10. Bebemos averiguar si cerca donde queremos acampar hay ganado. Es importante (porque no vaya a suceder que mientras estamos durmiendo se aparezca un tropel implacable de ga-nado y pase por encima de la carpa,
  11. Si acampamos en lugar donde hay caza, indudablemente ha-brá cazadores, debemos alejarnos de este sitio
  12. En los lugares de mucho viento es necesario tomar algunas precauciones:
  13. Al armar la carpa hay que orientarlas de espaldas al viento; Pero, si este continuamente cambia de dirección conviene ponerse frente a una roca, montículo u otro tipo de protección natural, que nos sirva de parapeto.
  14. 14.   Respecto al saco de dormir :

 .      Mostrar las maneras apropiadas para enrollarlo para el viaje
El saco de dormir se enrolla de los pies hacia la cabecera, para que no quede ninguna “bolsa” de aire que impida que el saco disminuya su volumen al enrollarlo. Hay que verificar el tamaño de la bolsa del saco de dormir, si es que la tiene, para decidir si se dobla por la mitad antes de enrollarlo. En el caso de no poseer bolsa para el saco, se debe amarrar para que no se suelte y aumente su volumen.

  1. a.     Decir cómo mantenerlo seco durante el viaje,
    Si la bolsa en que se guarda el saco no es impermeable, debemos guardar el saco en una doble bolsa plástica, en el interior de la mochila.
  2. Describir cómo limpiarlo.
    ¿Es necesario explicarlo? pues abrir o dejar al revez el saco y dejarlo al aire para secar la humedad de nuestro cuerpo absorvida por el saco en la noche. Al enrollarlo hacerlo dentro de la carpa.

www.motivacionvirtual.com